Lecturas de boda civil

Qué complicado es elegir los lectores de tu boda. Siempre piensas en que sea alguien muy especial, pero a veces esa persona o bien no te fias muy bien de su elección, o directamente te devuelve la pelota y te pregunta ¿¿qué leo??.

Tanto si eres el lector, como si eres uno de los novios, te vamos a dar unos consejos para elegir correctamente estas lecturas, y si aún así te quedas sin inspiración, al final te sugerimos nuestras favoritas.

Consejos para crear las lecturas, si eres el que lees:

Si tienes dudas, consulta con los novios: Habla con ellos para tu intervención estelar sea adecuada para la boda: Qué clase de gente acudirá a la boda (mayores, jóvenes, en qué idioma), y saber en qué lugar va tu discurso (al principio, en medio o final) para saber el tono que tienes que utilizar. En cualquier caso, si no estás seguro de algo, consulta con los novios.

No lo hagas muy largo, pero tampoco te quedes corto. La boda civil se adorna con este tipo de lecturas, así que no hagas un speech demasiado corto. Ante la duda, pregunta cuánto tienen pensado. Bajo nuestro punto de vista, 3 minutos es suficiente, no más de 2 folios a buen tamaño.

Aprovecha y ten en cuenta que es una boda civil: Esto significa que puedes salirte de lo canónico y utilizar un tono más ameno y divertido. Y no menciones nada relacionado con liturgias o comentarios religiosos (se supone que los novios han huído de todo eso).

Habla pausadamente, vocaliza y sonríe a todo el mundo. Te tienen que entender y procesar lo que estás diciendo.   Controla el miedo al ridículo y los nervios. Si estás nervioso, ¡imagínate los novios!

– Ten a mano notas de apoyo. Lleva en un folio tu discurso, y como si estuvieras en la universidad, marca cosas con subrayador y enfatiza los puntos importantes para dar una pausa.

Visto aquí

– Ten en cuenta que el público es agradecido. Lo importante son los novios y estás rodeado de gente que los quiere mucho, lo que es un punto a tu favor. Sólo tendrás que aportar unas palabras cercanas y personales. Funciona hablar de ciertas batallitas en diferentes momentos de la vida de los contrayentes. El público también hará una retrospección en qué hacía él en ese momento y la empatía será total.

– Deja que otra persona revise tu discurso, y cuéntaselo. Esto te permitirá ver la aceptación de lo que has escrito, podrás detectar fallos, e incluso cronometrarte y ver que estás en tiempo.

Si te equivocas, atascas o lloras de emoción, aprovecha para hacer algún comentario de broma que rebaje la tensión… “Cómo lloro, no?” ,”Imaginad como estarán los novios”, “Perdonad, es que estoy atacada, ains”,…

Lecturas de boda

Si aún así,  el lector no se orienta ni se motiva para escribir su propio speech puede preguntar a los novios si les gusta algún poema, escrito o algo especial… Y si ninguna de las dos partes se aclaran, podéis consultar en internet, en este foro de Todobodas, encontraréis mil inspiraciones. Nosotros os proponemos estas lecturas, a ver que tal os van:

Lectura boda civil

Extractado de “Antología Escencial” Khalil Gibran,
es una lectura india muy emocionante y sencilla, nuestra favorita.

Estaréis juntos.
Pero dejad que crezcan espacios en vuestra cercanía.
Y dejad que los vientos del cielo dancen entre vosotros.
Amaos con devoción, pero no hagáis del amor una atadura.
Haced del amor un mar móvil entre las orillas de vuestras almas.
Llenáos uno al otro vuestras copas, pero no bebáis de la misma.
Compartid vuestro pan, pero no comáis del mismo trozo.
Cantad y bailad juntos
y estad alegres,
pero que la alegría de cada uno sea propia.
Las cuerdas del laúd están separadas
aunque vibren con la misma música.
Dad vuestro corazón,
pero no para que vuestro compañero se adueñe de él.

Porque sólo la mano de la vida
puede retener los corazones.
Y permaneced juntos, aunque no demasiado juntos.
Porque los pilares sostienen al templo
pero están separados.

El roble no crece a la sombra del ciprés;
y el ciprés no crece a la sombra del roble.

HUELLAS. Alegoría a estar juntos en lo bueno y lo menos bueno.

Anoche tuve un sueño.
Soñé que caminaba por la playa
en compañía tuya.
En la pantalla de la noche
se proyectaban los días de mi vida.
Miré hacia atrás y vi huellas sobre la arena:
una huella mía y otra tuya.
Cuando se acabaron mis días
me paré y miré hacia atrás.
Vi que en algunos sitios había sólo una huella.
Esos sitios coincidían
con los días de mayor angustia, de mayor miedo,
de mayor dolor de mi vida.
Entonces te pregunté:
“Tú dijiste que ibas a estar conmigo
todos los días de mi vida?
¿Por qué me dejaste sola,
justo en los peores momentos?
Tu me respondiste:
“Los días que has visto una sola huella sobre la arena,
han sido los días
en los que te he llevado en mis brazos.

 

Extracto de 100 SONETOS DE AMOR- Pablo Neruda, nunca falla

Yo no te amo a ti como si tu fueras rosa del salto, o topacio, o la flecha de claveles que disparan fuego. Yo te amo a ti como las cosas oscuras indudablemente deben ser amadas, en secreto, entre la sombra y el alma.
Yo te amo a ti como la planta que nunca floreció pero lleva en si misma la luz de las flores ocultas; gracias a tu amor una sólida e innegable fragancia, crece desde la tierra, y vive oscuramente en mi cuerpo.
Yo te amo a ti sin saber como, o cuando, o de donde. Yo te amo a ti directamente, sin complejidades u orgullos; así que yo te amo a ti porque no conozco otra manera como esto: Donde “yo” no existo, ni “tu”, tan cerca que tu mano sobre mi pecho es mi mano, tan cerca que tus ojos se cierran cuando yo me duermo.

CUANDO POR FIN SE ENCUENTRAN DOS ALMAS
Victor Hugo
Cuando por fin se encuentran dos almas,
que durante tanto tiempo se han buscado una a otra entre el gentío,
cuando advierten que son parejas,
que se comprenden y corresponden,
en una palabra, que son semejantes,
surge entonces para siempre una unión vehemente y pura como ellas mismas,
una unión que comienza en la tierra y perdura en el cielo.
Esa unión es amor,
amor auténtico, como en verdad muy pocos hombres pueden concebir,
amor que es una religión,
que deifica al ser amado cuya vida emana
del fervor y de la pasión y para el que los sacrificios
más grandes son los gozos más dulces.
 
TÁCTICA Y ESTRATEGIA
Mario Benedetti

Mi táctica es mirarte
aprender como eres
quererte como eres
mi táctica es hablarte
y escucharte
construir con palabras un puente indestructible
mi táctica es quedarme en tu recuerdo
no sé cómo ni sé
con qué pretexto
pero quedarme en ti
mi táctica es ser franca
y saber que eres franco
y que no nos vendamos simulacros
para que entre los dos no haya telón
ni abismos
mi estrategia es en cambio
más profunda y más simple

mi estrategia es que un día cualquiera
no sé cómo ni sé
con qué pretexto
por fin me necesites.

 

Un bonito cuento de boda, es  El escondite de los sentimientos, aunque recomendamos leerlo de modo muy pausado, ya que se necesita tiempo para comprenderlo bien.  También sabemos de escritores y poetas que pueden realizar cualquier lectura bajo encargo, consúltanos.

logo yo digo si wedding planner

Yo digo Sí, Wedding Planner

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *